Categorías
LGBTQ+

Celebramos las identidades interseccionales de las personas neurodivergentes que también forman parte de la comunidad LGBTQ+

“So here it is. My friends call me he, or they. The government and most of my family call me she. The media calls me she, because I don’t trust them enough to request that they do anything else. My lovers call me sweetheart. Or baby. Somewhere in all of that I find myself.”

Ivan Coyote, escritor y persona que defiende los derechos de la comunidad LGBTQ+

El 17 de mayo se conmemora el Día internacional contra la homofobia, la transfobia y la bifobia- Como coach para personas neurodivergentes, soy consciente de la interseccionalidad de la comunidad LGBTQ+ y la neurodivergencia. Algunos defensores, como Lydia X. Z. Brown, una persona que se identifica como abogada y experta discapacitada y miembro de la comunidad LGBTQ+, afirman que las personas neurodivergentes ya cuestionan las normas aceptadas. No temen vivir de forma auténtica y aceptar una identidad o una sexualidad fuera de lo normativo.

La comunidad LGBTQ+
Cuando aceptamos lo que nos hace únicos, abrimos espacio para nuevos aprendizajes. © Foto de Mercedes Mehling en Unsplash

En un estudio de 2021 por la Universidad de Cambridge del Reino Unido arrojó que los adultos y adolescentes con autismo eran ocho veces más propensos a identificar como asexuales o con otra sexualidad que sus contemporáneos sin autismo. Elizabeth Weir, doctoranda en el Autism Research Centre en Cambridge, y directora del estudio, afirmó que entender las identidades interseccionales de personas con autismo que se identifican como asexuales, bisexuales, homosexuales o con otra sexualidad es clave. Es especialmente importante que los profesionales sanitarios y los educadores utilicen lenguaje que acepta todas las orientaciones sexuales e identidades de género a la hora de proporcionar educación sexual y revisiones médicas a personas con y sin autismo.Enlace al estudio)

En este Día internacional contra la homofobia, transfobia y bifobia, recordemos que las personas neurodivergentes que también forman parte de la comunidad LGBTQ+ sufren discriminación por vivir fuera de las normas de la sociedad. Aceptar la sexualidad, la identidad sexual y la neurodivergencia es crítico para el bien estar de aquellas personas afectadas y para la sociedad en general. En cuanto a la cultura de trabajo, emplear a personas que cuestionan las normas de forma activa es una forma eficaz de innovar por medio de la generación de nuevas ideas y metodologías. Celebremos nuestras diferencias porque solo así abriremos espacio para nuevos aprendizajes.